«Lo que va de temporada», por Fernando Villamandos

SECCIÓN: «DESDE LA PRIMERA FILA»

TÍTULO: «LO QUE VA DE TEMPORADA»

AUTOIR: FERNANDO VILLAMANDOS

«Si a principio de temporada nos dicen que el CB Canarias estaría en mitad de temporada en los puestos de cabeza, aparte de no creerlo y de llamarlo iluso, le diríamos que era demasiado optimista. Y todo por ver las plantillas de los demás equipos a lo que había que unir la lesión en pretemporada de Todorovic, que estaba previsto que fuera una de las columnas en donde se basaría el juego del equipo, y esto ocurría una semana justo antes de comienzo la liga regular. Se presentaba un poco oscuro este inicio.

Y así empezamos la liga, y el comienzo es un poco incierto. Jugaba el equipo, pero no llegaba a convencer. Se apoyaba el Canarias en el equipo base del año pasado, en esa columna mágica de Gio-Huertas y con Santi Yusta arrastrando lesión, Dani Diez tocado de la espalda, con Sasu Salin, Sergio Rodríguez que en los primeros partidos no contaban con el (pensábamos que había algo que no encajaba) y así las cosas “pintaban bastos”, porque los partidos iniciales se ganaron en el filo de la navaja, tanto que decíamos que con un pelín de suerte, que tanto lo ganábamos como así fue como que los hubiésemos perdidos, pero no ocurrió. Las incorporaciones nuevas poco a poco fueron dando la talla que al final han demostrado tener.

Desde Bruno Fitipaldo, Spencer, Cavanaugh y Emir Sulejmanovic que se han unido a los mencionados anteriormente (Gio mejor que el año pasado), Sasun Salin (que hay partidos que lo borda), Aaron Doornekamp que está en un papel de figura (destaca en todas las facetas ataque-defensa) y Fran Guerra que se lo está creyendo y ya se pelea con cualquiera. Me falta nombrar a Alex López que juega poco, pero creo que merece más minutos, pues los pocos que ha jugado no desentona y se merece más cancha. De Bogris, se puede decir que tiene unas limitaciones evidentes, pero empezó jugando y tenía claro cuál era su papel, el de dar algún “cogotazo” e intentar frenar al interior del equipo contrario y hacer piña en los laguneros. Hombre necesario para completar una plantilla dentro los entrenamientos, cosas que no son fáciles de ver.

Fitipaldo, que parecía que jugaría menos, ha resultado ser no un complemento sino uno más en la rotación en el puesto de base del equipo. Spencer parecía un fichaje de rebote a última hora y ha resultado tener calidad a cada partido que juega. Qué decir de Cavanaugh, jugador completísimo que defiende, rebotea en ataque y no le des un metro porque te la clava. El más oscuro, pero haciendo mucho tenemos un Emir Sulejmanovic que rebaña con gran acierto los minutos que se dan.

Después de la calidad de los jugadores hay que destacar el juego coral del equipo. Con la “marca del Canarias” se destaca ese juego que tiene el equipo dándose la peculiaridad de que, si hoy “te la hace uno”, mañana te la hace otro. Y ya no digamos en la defensa. Cuando el equipo se pone las pilas y dice vamos a defender, el contrario las pasa moradas. Su defensa individual es impresionante cambiando de hombre hasta tres y cuatro veces (con lo difícil que es hacerlo), saltando al hombre que le llega el balón y cortando el juego organizado del equipo contrario. Todo un derroche.

Hace un juego vistoso y efectivo. Si tuviéramos público, las gradas se vendrían abajo. Lástima que no se pueda disfrutar en directo. Solo cuando se ponen a jugar pensando que pueden resolver por sí solos es cuando vienen los aprietos. Y con toda la calidad que tienen, la confianza con que lo hacen, los “bases” uno por pecar de esa individualidad y el otro por demasiado bote, el equipo se descontrola.

Pero lo que se ha conseguido es histórico, ES MARAVILLOSO, muy difícil de conseguir y no digo de repetir, estar clasificados de cabeza de serie para la Copa del Rey (y a ver lo que pasa). Solo decirles que no se ha hecho nada sino mantenemos ese nivel el resto de temporada.

Y qué decir del equipo técnico. Algo tendrá que ver. Desde el primero hasta el último con su trabajo que se ve con los resultados, pero que será digno de mención de aquellos que no se ven públicamente.  

¿Y la directiva? Trabajo más oscuro todavía. A la calladita y mira qué resultados. Enhorabuena.

Un, pero. Al poco reconocimiento por parte de la prensa, diaria y tv diaria. Si esto lo tiene cualquier otra región saldrían en titulares de primera página como se merecen. De alguna forma son prensa de División de Honor, del segundo mejor baloncesto del mundo porque tienen a un equipo jugando en ella con todos los honores. Y LO QUE CUESTA ESTAR AHÍ. Cuánto trabajo hay detrás y lo ingrato que es eso.

Solo sé que la AFICIÓN si lo agradece (riqui-raque) se gane o se pierda. Solo tienen que tropezarlos por la calle para que vean cómo se lo están pasando.

Y a mí solo me queda decirles como lo hago siempre; SIGAN DISFRUTANDO DEL BALONCESTO.   

No hay comentarios

Escribir un comentario