Arbitraje «anticanarista» y la obsesión de Txus con Bogris

Derrota por 6 puntos (87-81) y para casita sin el millón de euros. El Iberostar Tenerife, mucho mejor equipo que el Casademont Zaragoza, no fue, ni por asomo, el mismo que el sábado firmó el mejor último cuarto de su historia. Sí, es cierto que peleó hasta el final, pero esta vez se topó con un lamentable y partidista arbitraje que impidió la remontada.

Pero al espectáculo de los colegiados, ya conocidos del club aurinegro de anteriores citas, hay que añadir la testarudez/obsesión de Txus Vidorreta con Bogris, nefasto una vez más y pésimo relevo para Gio Shermadini. Permitirle tanto y no mirar hacia el banquillo y ver a Fran Guerra… a mi ya me empieza a parecer extraño.

Entiendo que esto es baloncesto y como deporte son infinidad de momentos que deciden o marcan un partido. Lo que no se entiende, por ejemplo, es cómo cuando más «quema» el balón y se está en la línea de evidente reacción (79-76, a 103 segundos) se olvide alguien que tiene una técnica en su casillero, protesta airadamente y le cae la segunda que le manda directamente al vestuario, acompañado por el mejor del partido, Gio Shermadini, cuando los árbitros se sacaron de la manga la eliminación del georgiano. ¿Dónde quedó lo que da la experiencia?…

Lo de Bogris es para lanzar cohetes teledirigidos. ¡No hay derecho! Puede caer simpático y ser el que anima las fiestas, pero ya carece de nivel para competir con este grupo que ha formado Aniano Cabrera/Txus Vidorreta. Todo tiene su límite y al pívot griego se le ha «pasado el arroz». Lamento ser tan duro con él, pero el CBC no es una ONG ni esto es un equipo de amigos que se reúnen para jugar una pachanguita.

El partido comenzó con el quinteto aurinegro formado por Fitipaldo, López, Cavanaugh, Doornekamp y Shermadini.

El Zaragoza fue el primero que abrió cortas diferencias (5-2), con Salin por López en el primer relevo. Brussino muy pronto se vio con la segunda falta. Los primeros aciertos desde el 6,75 llegan con sendos aciertos de Benzing y Salin para establecer el 10-11 para Iberostar Tenerife.

Díez x Cavanaugh y Gio forzando el ataque de Thompson. Hay triple de Dani Díez para el 12-14, tanteo con el que Bogris reemplaza a Gio, con Huertas por Fipitaldo. El Casademont se pone 4 arriba (18-14), con Bogris, en situación para machacar bajo el aro, sacando al exterior para error forzado de López. Canasta de los de rojo (20-14) y triple de Sasu para cerrar el primer acto (20-17).

Salió en el segundo cuarto con los dos bases, más Salin, Aarom y Gio. El canadiense y el georgiano colocan al Canarias con ventaja (20-21), en el punto octavo del de Georgia. Hay acierto desde el 6,75 de Ennis con puntos de Gio, 4 más, y Huertas, que permite volver a amplia ventajas (25-29) y obligando a Ocampos a parar el encuentro.

El +5 (27-32) lo puso el triplazo de Cavanaugh. En los siguientes minutos, otra vez con Bogris en pista, bajón alarmante en el juego aurinegro, al punto de pasarse al minuto 19 con el 37-34, que se traducía en un parcial de 10 a 2 para los maños. Afortunadamente para los intereses canaristas Salin  y Gio, en su vuelta a pista, nivelan el marcador y se llega al descanso ganando por 1 (39-40).

Huertas, Salin, Cavanaugh, Doornekamp y Shermadini inician el tercer periodo. Zaragoza firma un 6-0, merced al 2+1 de Benzing y el triple de Brussino para el -5 (45-40). La racha la corta un acierto desde más allá de la raya obra de Aarom, eso sí, con respuesta de Sulaimon con su 2+1.

Sendos triples de Doornekamp y Díez le dan la vuelta al score (50-51), siendo el parcial de 2-8. Con Bruno por Marcelinho en pista los ¿árbitros? se sacan de la manga una antideportiva a Doornekamp cuando el contacto de la mano con el balón es evidente.

La racha positiva pasa a ser del Zaragoza, con Rodrigo castigando a su ex equipo y guiando a los suyos al +10 (61-51), curiosamente, otra vez con Bogris en cancha. Con técnica a Txus, por hacer observaciones a los árbitros tras una falta no pitada sobre Huertas se llega al minuto 30 con el tanteo de 63 a 56 para el rival.

En la foto, el árbitro que «odia al Iberostar Tenerife»

Arranca el último cuarto y pasan los dos primeros minutos sil alterarse el marcador, sequía que rompen Díez y Huertas, éste anotando un triple que reducía a 4 la diferencia (65-61), con 7:29 por jugarse.

San Miguel se saca de la manga un triple desde lejos para el 70 a 63. Ambos equipos ya estaban con el cupo de faltas que llevaba al rival al tiro libre. Huertas y Gio reducen a 3 (70-67) a 5:26 de la conclusión. Quedaba todo un mundo y en finales apretados suele salir a relucir el carácter aurinegro.

La cuarta falta de Shermadini no le lleva al banquillo, sabia decisión pues seguro que con Bogris esos minutos de la verdad hubieran sido críticos o mortales para los intereses aurinegros.

Hlinason fija el 72 a 67, con la vuelta a pista del USA Cavanaugh. Fitipaldo hace un 1+0 (72-68) a 4:50. Un 2+0 de Cavanaugh deja la renta local en apenas una canasta de dos (74-72) a 3:40.

Gio, ya con 22 tantos en su casillero, empata a 76 a 2:20, con rebote del georgiano en el ataque del rival. Juega el Canarias para ponerse arriba. Hay pérdida en ataque, para ser otro ex, Nico Brussino, quien firma un 2+1 para el +3 (79-76) a 1:43 del final.

Pase perdido en ataque y un contacto sin más es considerado falta de Gio. Era la eliminación del 19 canarista. Txus pierde el control y protesta de manera airada y le castigan con la segunda técnica, saliendo el entrenador y el pívot camino del vestuario. Marco Justo asumía la dirección del equipo desde el banquillo.

Hay un tiro de la técnica que anota Benzing y Brussino transforma los dos de la falta, estableciendo el 82-76 cuando restaban 54 segundos. Quinta falta de San Miguel, con 1+1 de Salin para el 84-78 a 49 segundos.

Un triple de Doornekamp a 26 segundos baja a 3 la diferencia (84-81). Se hacía necesario defender sin faltas, pero se le pita en la defensa sobre Seeley quien anota el primero y falla el segunso (85-81) con 21 segundos por delante. Se pierde el balón y Seeleye, solo en la zona aurinegra, clava el definitivo 87 a 81 que clasificaba al Zaragoza para las semifinales, mandando a casita a Iberostar Tenerife.

Insistimos, las claves de esta derrota han sido: 1º El empecinamiento de Txus con Bogris olvidándose de Guerra (hacerlo peor que el griego era imposible). 2º La parcial actuación de los árbitros, con el principal, de cuyo nombre no quiero acordarme, castigando sin razón al equipo y entrenador canaristas.

Ahora, regreso a Tenerife para preparar a conciencia la doble actuación en el Santiago Martín, con Fuenlabrada y Joventut como rivales, los días 10 y 17 de octubre.

Ficha técnica:

87. Casademont Zaragoza (20+19+24+24). San Miguel (10), Seeley (4), Brussino (12), Benzing (17), Thompson (11) -inicial-, Barreiro (6), Sulaimon (9), Ennis (7) y Hlinason (11),

81 Iberostar Tenerife (17+23+16+25). Fitipaldo (10), López (-), Doornekamp (13), Cavanaugh (5), Shermadini (22) -inicial-, Bogris (-), Huertas (13), Salin (10) y Díez (8).

Árbitros: Mazzoni (ITA), Glisic (SER) y Lanzarini (ITA). Descalificaron a Txus Vidorreta por dos técnicas (min.30 y min.40). También señalaron técnica a Ennis (min.33) y eliminaron por faltas a Shermadini (min.40) y a San Miguel (min.40).

Incidencias: Último encuentro de cuartos de final de la Final a Ocho de la Liga de Campeones FIBA, que se disputó en el pabellón OAKA Olimpic de Atenas.

 

4 Comentarios
  • Yo
    Publicado el 21:54h, 01 octubre Responder

    Poner a Bogris es regalarle al contrario un mínimo de 12 puntos ¡ Por favor, vean las estadísticas de Bogris de los últimos partidos! ¡¡¡ Un desastre!!! ¡ Ya está bien!

  • Fitigris
    Publicado el 07:52h, 02 octubre Responder

    Puede que Bogris jugase mal, pero me parece significativo que nadie nombre el partido de Fitipaldo. 0/5 en triples, retención de balón, jugarse posesiones sin ningún pase, mala selección de tiro…y un resumen de 2/10 en tiros de campo. Y se jugó posesiones clave que acabaron en rebote defensivo de Zaragoza.
    Así que echarle toda la culpa a un jugador que solo jugó 9 minutos…muy justo no me parece.

  • Yo
    Publicado el 08:30h, 02 octubre Responder

    Aunque no toda la culpa es del griego, también del que lo pone.
    CABEZÓN:
    – Persona terca y obstinada.
    – Persona que se mantiene firme en sus ideas y no se deja convencer.
    -Persona obcecada, contumaz, testaruda, cabezota.
    -Persona torpe o lenta.
    ¡¡¡A elegir!!!

  • Yo
    Publicado el 14:46h, 02 octubre Responder

    Fitigris tienes razón que no solo por el griego se perdió el partido. Aunque te habrás dado cuenta que el heleno ni defiende, ni ataca, ni nada de nada, un par de rebotes que le caen encima. Y si nos vamos a lo que va de liga ACB, veras que don Giorgius lleva en 3 partidos 8’44 minutos/ 0 puntos/ 1,0 rebotes/0 tapones/ 0,3 recuperaciones/ -3,0 de valoración ¡ Vamos, toda una joya!

Escribir un comentario