Se cumple un año de la segunda ESTRELLA de #LaFamilia

El 15 de septiembre de 2019, la Selección Masculina de Baloncesto alzaba la Copa de Campeones del Mundo en China, tras ganar a Argentina en la final del campeonato. Una segunda estrella que se unía a la conseguida en 2006.

La Selección Española de Baloncesto volvía a hacerlo. El 15 de septiembre de 2019 hacía historia convirtiéndose por segunda vez en Campeona del Mundo. Un Oro que llegaba 13 años después y en el mismo continente, Asia. Japón fue el talismán de #LaFamilia para los Junior de Oro en el Mundial de 2006 y China lo fue para conseguir su segunda estrella.
Los de Sergio Scariolo llegaron hasta aquí tras ganar en la final a Argentina por un amplio marcador, 75-95, en un partido que tuvieron controlado desde los primeros minutos de juego. Una final que convirtió a Ricky Rubio en el MVP del campeonato, tras firmar 20 puntos y 7 rebotes. A su lado, en la foto final del quinteto ideal, la polivalencia de Marc Gasol, con 14 puntos, 7 rebotes y 7 asistencias en la final.

Un oro que es de los 12 jugadores que han firmado un torneo espectacular en China: Quino Colom, Rudy Fernández, Pau Ribas, Ricky Rubio, Víctor Claver, Marc Gasol, Willy Hernangómez, Pierre Oriola, Xavi Rabaseda, Sergi Llull, Javi Beirán y Juancho Hernangómez. También de los que ayudaron en la concentración y de los que lograron brillantemente la clasificación para esta Copa del Mundo.

Un Mundial al que Rudy Fernández llegaba, por primera vez, como capitán: “Se juntaron jugadores de los últimos años con otros nuevos que vienen con fuerza y creo que fue eso lo que nos permitió conseguir el Mundial. El otro día lo estaba hablando con Marc y jamás hubiésemos pensado que después de 2006 podríamos revivir todo lo que revivimos en ese momento.”

Rudy revive con la Federación Española de Baloncesto cómo vivió #LaFamilia el campeonato y lo que supuso a para él: “Sigo teniendo ese cosquilleo. A nivel personal fue increíble poder conseguir por segunda vez una Copa del Mundo. En ningún momento pensaba que iba a vivir el verano pasado una alegría a nivel personal de esta magnitud.”

“No tengo palabras para describir toda la ayuda que recibí, de mi familia y amigos; y de mi segunda familia, que es la Selección. Tuve muchos altibajos durante la concentración y todo el equipo estaba siempre ahí para darme cariño. Eso me daba fuerza para afrontar el que fue a nivel personal uno de los campeonatos más difíciles de mi carrera”, afirma.

Los de Sergio Scariolo se hicieron con el Oro mundial tras ganar en la final a Argentina por un amplio marcador, 75-95. Una final que convirtió a Ricky Rubio en el MVP del campeonato, tras firmar 20 puntos y 7 rebotes. A su lado, en la foto final del quinteto ideal, la polivalencia de Marc Gasol, con 14 puntos, 7 rebotes y 7 asistencias en la final. “El partido de semis contra Australia fue un momento increíble porque se veía difícil, después con posibilidades, luego difícil la remontada… Pero yo creo que el orgullo, el darlo todo por la camiseta y nunca dar un balón por perdido fue lo que nos permitió llegar a la final. Ese es el ADN de esta Selección.”

Seguir mirando a lo más alto es el objetivo: “Por supuesto que tengo mucha ilusión de estar a disposición del Seleccionador el próximo verano. Eso querrá decir que hemos trabajado mucho para tenerla pero también que tenemos la responsabilidad de seguir dejando a nuestro país lo más arriba posible. Este verano tenemos la oportunidad de volver a hacerlo”, asegura Rudy Fernández.

No hay comentarios

Escribir un comentario